Día: 8 junio, 2018

Promesas no cumplidas

Dios es insobornable, su hijo ya hizo por nosotros un sacrificio y no necesitamos cambiar favores divinos a cambio de nada. Nuestro padre celestial está presto a escucharnos, consentirnos, amarnos y darnos todo lo que necesitamos y le pidamos, siempre y cuando nuestra petición esté alineada con su voluntad, nos convenga y sea para nuestro bienestar y cuya motivación no sea desear el mal a nuestros semejantes.

Read More

Suscribase y reciba capítulo de Cartas de un alma restaurada

Enlaces recomendados

Alterno Digital

Alterno Digital

One World 1010
Nexus Stereo

Yes HE is

Videos Recientes

Loading...