TEXTO BÍBLICO

Jeremías 49: 1 – 6 NVI

Mensaje para Amón
49 Así dice el Señor acerca de los amonitas:
«¿Acaso Israel no tiene hijos?
¿Acaso no tiene herederos?
¿Por qué el dios Moloc[a] ha heredado Gad,
y su pueblo vive en sus ciudades?
2 Vienen días —afirma el Señor—
en que yo haré resonar el grito de guerra
contra Rabá de los amonitas;
y se convertirá en un montón de ruinas,
y sus ciudades serán incendiadas.
Entonces Israel despojará de todo
a los que de todo la despojaron
—afirma el Señor—.
3 »¡Gime, Hesbón, porque Hai ha sido destruida!
¡Griten, hijas de Rabá!
¡Vístanse de luto, y hagan lamentación;
corran de un lado a otro, dentro de los muros!,
porque Moloc marcha al destierro,
junto con sus sacerdotes y oficiales.
4 ¿Por qué te jactas de tus valles,
de tus fértiles valles, hija rebelde, que confías en tus tesoros
y dices: “¿Quién me atacará?”?
5 Voy a hacer que te acose
el terror por todas partes
—afirma el Señor Todopoderoso—.
Todos serán expulsados, cada uno por su lado,
y nadie reunirá a los fugitivos.
6 »Pero, después de esto,
cambiaré la suerte de los amonitas»,
afirma el Señor”.

REFLEXIÓN

Según lo escrito por el Ministro Mathew Henry en su comentario bíblico sobre este pasaje, los amonitas eran los más cercanos a los moabitas por su descendencia de Lot y por proximidad geográfica. Fueron llamados a juicio por su ilegal invasión en el territorio de gad, una vez que estos fueron deportados por el Rey de Asiria.

Apropiarnos de lo que no nos pertenece atrae destrucción y ruina. Frecuentemente encontramos personas que se encargan con sus acciones y palabras de arrebatarle la dignidad, reputación y crecimiento personal a otros con sus intrigas, engaños y malas acciones.

Analicemos las dos posturas: Si eres el victimario y te has empeñado en destruir a alguien, serás responsable de lo que esta persona y su familia sufran por tu causa; debes saber que para Dios no hay nada oculto, conoce tus intensiones y con total justicia y objetividad te dará a conocer lo que te corresponde por tu maldad. Si por el contrario has sido victima, y vives la tristeza y frustración de aquello que has perdido, el Señor te compensará y convertirá en bienestar lo que hoy percibes como castigo, siempre y cuando decidas reaccionar de acuerdo a sus preceptos; sin pagar mal, vengarte, desear la destrucción de aquellos que te han hecho daño o tomar la justicia por tu propia mano.

Aunque no lo veas, Dios está obrando. Su fidelidad te alcanzará y podrás ver su poder en todo su esplendor. Conocerás quien es Él y podrás reconocerlo en todos tus caminos. Los actos de tus enemigos, no quedarán impunes, serás reivindicado por su Santo nombre… ¡Confía y cree!

Alabanza sugerida
Canción: Derroche de amor – Alex Campos
Ver video Aquí: https://bit.ly/2RmunF5

OREMOS
Padre amado me siento triste y desanimado(a). He sido victima de las calumnias y mentiras que mis enemigos han proferido en mi contra. No veo una salida a toda la tensión que se maneja en mi trabajo y mi hogar. Se tu mi fortaleza, protégeme y libra la batalla por mí, porque ya no tengo fuerzas. Dame sabiduría, poder y dominio propio para enfrentar mis gigantes con gallardía. No permitas que los planes de quienes anelan mi destrucción prevalezcan sobre los tuyos. Gracias por permanecer a mi lado y dirigir mis pasos. En el nombre de Jesús y bajo la unción de tu Santo Espíritu, amén.