Ausencia de Dios en nuestro hogar, La octava plaga

El Señor permite que atravesemos pruebas, no solo para que seamos moldeados a su voluntad, sino para que una vez conozcamos de su gran poder, transmitamos el conocimiento que tenemos de Él a nuestros hijos y demás generaciones venideras. Al contarles lo que el Padre celestial ha hecho en nuestras vidas, les daremos a conocer un camino distinto al atravesado por nosotros, tendrán el temor de Dios que se requiere para caminar en victoria en un mundo caído y gobernado por el pecado, evitando de ésta manera que anden en la oscuridad.

Lee mas