Insistir, persistir, resistir y nunca desistir

Ardua tarea tenía Moisés; soportar a los israelitas dominados por la incredulidad y las actitudes carentes de agradecimiento y confianza en un Dios que no había escatimado ningún esfuerzo para proporcionar bienestar y suplir las necesidades de su pueblo. Muchos somos débiles y en la primera dificultad culpamos a Dios, nos rebelamos contra Él y renegamos de su obra en nosotros.

Lee mas